Cookies

Noticias 

© Federación Autismo Galicia | 13/05/2024 | Promoviendo el Desarrollo Infantil: El Papel de la Pedagogía en la Atención Temprana

Promoviendo el Desarrollo Infantil: El Papel de la Pedagogía en la Atención Temprana

Este 13 de mayo es el día de la pedagogía. Desde Autismo Galicia celebramos esta fecha y hacemos hincapié en la importancia del rol de los pedagogos y pedagogas en los procesos de intervención y diagnóstico en los contextos multidisciplinares de la atención temprana.
 

13/05/2024

Los pedagogos y las pedagogas: educación, acompañamiento, diagnóstico e intervención en atención temprana

La pedagogía es la ciencia de la educación, y los pedagogos y pedagogas son los especialistas en las ciencias de la educación. En esta fecha tan significativa como es el día de la pedagogía, es importante una reflexión, y destacar el trabajo que se realiza en el ámbito de la atención temprana desde la pedagogía, especialmente en el diagnóstico e intervención del autismo en etapas muy precoces.
 
La atención temprana se refiere al conjunto de intervenciones dirigidas a niños desde su nacimiento hasta los seis años, con el objetivo de detectar y tratar cualquier alteración en su desarrollo lo antes posible. En el caso del autismo -una condición del neurodesarrollo que afecta: a la comunicación, la interacción social y el comportamiento- la detección precoz y la intervención temprana son fundamentales para mejorar el pronóstico y la calidad de vida de los niños y niñas dentro del espectro.

Funciones del pedagogo o la pedagoga en los contextos de atención temprana

Desde el ámbito de la pedagogía, los profesionales desempeñan un papel clave en el proceso de detección e intervención del autismo en edades tempranas. Su formación y experiencia les permiten identificar señales de alerta en el desarrollo del niño y colaborar estrechamente con otros profesionales de la intervención para realizar una evaluación integral y proponer actuaciones de intervención.
 
Uno de los principales desafíos en el diagnóstico del autismo es la detección precoz de los síntomas en edades tempranas. Es fundamental que los pedagogos o pedagogas (al igual que el resto de profesionales que intervienen en los procesos de diagnóstico e intervención) estén formados/as de manera específica para reconocer las señales características del autismo.
 
Estas señales son heterogéneas y abarcan desde la falta de contacto visual, la ausencia de balbuceo o la dificultad para establecer vínculos sociales. Al identificar estos signos de manera oportuna, se puede iniciar una intervención temprana que maximice el potencial de desarrollo del niño. Dotándole así en el desarrollo temprano de herramientas y estrategias para participar en su contexto más próximo.

Atención temprana en autismo: la función pedagógica

La intervención pedagógica en el autismo se basa en enfoques centrados en el niño y adaptados a sus necesidades individuales. La familia y la escuela tienen un gran peso en la vida de los niños y niñas, y es donde el profesional de la pedagogía debe de ser el responsable de establecer relaciones bidireccionales que permitan conocer la casuística en sendos contextos para promover una intervención lo más globalizada posible.
 
Los pedagogos y las pedagogas trabajan en estrecha colaboración con los padres y otros profesionales para crear un entorno de apoyo que favorezca el progreso del niño en todas las áreas de su vida. Esto implica la coordinación entre los diversos profesionales involucrados en el desarrollo e intervención temprana del niño o niña con autismo, así como diseñar actividades y estrategias de enseñanza que fomenten el desarrollo de habilidades comunicativas, sociales y cognitivas.

Beneficios de la atención temprana en el contexto pedagógico

Es importante destacar que la intervención temprana en el autismo no solo beneficia al niño, sino también a su entorno familiar y social. Al proporcionar estrategias y recursos a los padres y cuidadores, se fortalece su capacidad para comprender y apoyar las necesidades de sus hijos.
De esta manera todo el entretejido familiar y social que circunda al niño o a la niña con autismo, efectúa un acompañamiento consciente que facilita su refuerzo como persona, su autoimagen y rol en el contexto social.  Además, se promueve una mayor conciencia y aceptación del autismo en la sociedad en general, contribuyendo a la construcción de una comunidad más inclusiva, empática y solidaria.
 
En conclusión, el papel de la pedagogía en la atención temprana del autismo es fundamental para garantizar un desarrollo óptimo de los niños y niñas con autismo. Gracias al trabajo conjunto de pedagogos y pedagogas, profesionales de la salud y familias, podemos ofrecer a nuestros infantes las herramientas y el apoyo que necesitan para alcanzar su máximo potencial y participar plenamente en la sociedad.
 
En este Día de la Pedagogía, reforcemos el papel del pedagogo y pedagoga como profesional dentro del diagnóstico y de la intervención educativa a lo largo de toda la vida; y renovemos nuestro compromiso con el bienestar y el desarrollo de todos los niños, fomentando un acceso rápido y eficaz a los servicios de atención temprana.
 
 
 
 
Aitana García Lage, técnico responsable del área de accesibilidad de Autismo Galicia. Pedagoga y educadora social, máster de formación de profesorado.
Amplia experiencia en intervención, formación, orientación y acompañamiento desde la infancia hasta la adultez, con niños/as y con familias. En la actualidad, desarrolla su competencia profesional como formadora, y especialista en accesibilidad cognitiva y lectura fácil en Autismo Galicia.
 
 
 
 
 
 
 

Esta publicación forma parte del Proyecto Agenda de Contenidos de interes dentro do Programa de Incidencia Social de la Federación Autismo Galicia y forma parte da Estrategia para la Concienciación sobre el Autismo en Galicia.

 

 

Archivada en:
Infórmate > Noticias